Energía… entidades… mente…?

Esto es algo que me ha dejado en un estado anímico maravilloso y por otro lado abre una esperanza hacia todo aquello que no podemos ver y sin embargo percibimos. Es importante y definitivamente no me lo puedo guardar.

El día de ayer asistí a las “instalaciones” de un par de amigas que son hermanas. Ellas llevan su negocio de terapias alternativas para curar enfermedades físicas, emocionales y del aura entre otras cosas. Tenía una cita para realizar un facelift a su sitio Web y gracias a las múltiples, mal planeadas, sin información a la población en general de alternativas de paso que en estas zonas son nulas, llegué 20 minutos más tarde. Casi al mismo tiempo que yo, llegó mi amiga que también imparte estas mismas terapias. Hacía más de 5 meses que no coincidíamos y me dio mucho gusto verla. Le compartí que me sentía cansado e inquieto, no podía concentrarme y la creatividad estaba en -2 cuando típicamente anda en 5 (en escala del 1 al 10)

Sin preguntarme me leyó mis niveles de energía con su scanner, rudimentario, a mi percepción. Yo esperaría un multímetro conectado al dedo anular de cada mano y a través de un puerto firewire a una computadora donde daría gráficas y más respecto a mis chakras. Pero éste resultó preciso y rápido ya que en segundos me dijo que estaban casi todos los chakras los traía cerrados.

Finalmente en menos de 10 minutos seguí las instrucciones que me dio y me regaló una botellita de agua junto con una guía rápida de uso. Pasé con su hermana, que estaba ocupada cuando llegué y terminamos nuestra reunión de trabajo. Yo estaba de un humor excelente y lo relacioné con el gusto de haber visto a mi amiga. Sin embargo, pocos minutos después de estar manejando por el periférico, noté algo que me dejó boquiabierto: estaba conduciendo con las dos manos. mmh

Llevaba casi 2 semanas con un dolor terrible en la mano derecha. El dolor se extendía desde la muñeca hasta los dedos pulgar e índice y no me permitía escribir al no poder usar el teclado y el mouse; ésto, no sin sufrir un dolor terrible parecido al de una fractura. No tenía fuerza en la mano y cuando saludaba era un suplicio. Yo pensaba que tenía el Síndrome del tunel carpiano, común ya en los que usamos de forma extensiva la computadora. 😦

Incrédulo hice movimientos circulares con la mano, abrí y cerré los dedos, aplasté una botella con agua con toda mi fuerza. El dolor había desaparecido. Pero ¿cómo? yo ni se lo había mencionado a mi amiga. “Joder que esto está haciendo efecto. Es incréible.” Pensé. No, no es increíble. Es maravilloso, una realidad maravillosa que estaba sintiendo en carne propia y con efectos inmediatos. La única medicina que me llevaba era una botellita con agua.

Ahora llevaré a mi mamá y por supuesto, estaré ahí con mis meditaciones y seguiré con más ahínco mis sesiones semanales de Yoga y el ejercicio que he dejado por falta de falta de tiempo y disciplina. Bueno, además que el dolor de mano tampoco ayudaba mucho.

El método se llama Sagrav y además es mexicano. Lo maravilloso y fascinante para mi es que es una prueba de que existen energías y entidades con nosotros que existen y se manifiestan. No las percibimos ni podemos a veces entenderlas y para una mente entrenada y desarrollada en la ingeniería (escéptica, irónica, sin fe y sin capacidad de maravillarse) fue una experiencia estimulante y esperanzadora.

Pienso que es como las ondas de radio, el pensamiento, la telepatía, la telekinésis, la luz misma, etc. No podemos sentirlas, algunas explicarlas, pero eso no quiere decir que no existan. Esto aplica para los espíritus, el alma, nuestro Ser interior, el sexto sentido, etc. Wow! 😉

Uno de policías y ladrones

090403PregoCop

La noche del viernes regresaba a mi casa, eran pasadas las 9 PM. Yendo por Felix Cuevas, me tocó la luz roja del semáforo en la calle de Tejocotes y me detuve detrás de 3 coches, uno de ellos era una patrulla.

Me adelanté por la izquierda ya que no pasaba ningún auto de Tejocotes ni tampoco se veían las luces de que viniera un camión en contraflujo. Me di la vuelta e inmediatamente me siguió la patrulla haciéndome señales para que me detuviera, lo cual hice a apenas unos metros.

Se acercó un menudo y famélico “oficial” de tránsito y solicitó mis documentos. Se los entregué y pregunté cuál había sido la falta para que me detuviera. El individuo “representante” de la autoridad me indicó que había invadido deliberadamente el carril confinado para el transporte público. Como pude le expliqué que actué aún notando su precencia dado que no vi nada indebido al darme vuelta con precaución, cuando había poco tránsito y sin presencia de autobús en contraflujo.

Fue inútil, me mostró el artículo que había infringido y que además implicaba el encierro de mi auto en un depósito, mismo que hasta el lunes después de las 10AM podría sacar. Además, que para cambiar la imagen deteriorada de la policía recibían un incentivo, bono, valoración tajada del botín por cada infracción que generaran. Que con eso se evitaba la corrupción y ellos recibían una remuneración más justa.

Me di cuenta – según yo – que la medida no era tan descabellada, sin embargo iba a dar pie a abusos como el que estaba teniendo en ese momento. Le dije resignado que entendía y que sabía que dado el “incetivo” que le esperaba con mi supuesta infracción no tenía sentido discutir. Le pedí que me hiciera mi infracción y que me devolviera mis documentos. Me ordenó que lo siguiera para dejar mi auto en el depósito y que no intentara darme a la fuga. Ofendido por el comentario, le dije en tono firme y claramente molesto que iba a acatar sus indicaciones pero que primero y dada su altenería iba a realizar una llamada para proporcionar los datos de su patrulla, su nombre, número de placa, etc. porque ya había tenido malas experiencias con algunos de sus colegas policías.

Fingí marcar un número telefónico y con tono de seguridad en mi voz y un pequeño dejo de sarcasmo conversé con mi amigo imaginario. Me aseguré que el “poli” me escuchara al decir la frase “les estoy explicando porqué considero que la infracción no procede pero ya sabes cómo es esta gente. Toma los datos y al rato te vuelvo a marcar.” La acción incomodó al “policarpio” y me tomó del brazo diciéndome “Como caballeros aquí dígame qué podemos hacer.” Realmente molesto, pero haciéndome el tonto le pregunté “¿A qué se refiere? Si usted me está pidiendo dinero, de una vez le digo que sólo traigo 100 pesos y no pienso alimentar la corrupción y menos con el discurso patético que me acaba de echar”

Le dí la espalda y volví a fingir hablar por teléfono – previamente desconecté el timbre para evitar que una posible llamada entrante me descubriera – En tono de burla dije “Oye, date una vuelta por acá por favor y acompáñame. Hay una situación que no te puedes perder” Dicho ésto, llega el mequetrefe policía y me dice sumamente molesto. “¿Sabe qué mano? Súbase de inmediato a su coche y váyase ya. Fíjese para la próxima cuando vaya a dar una vuelta.” Estrechó mi mano y se dirigió a su patrulla.

Me quedé ahí viéndolo con el teléfono en la mano y le dije que nada más me dejara despedir y avisarle a mi gente que ya no viniera. Sin ninguna señal de cortesía ni respeto en su tono de voz me gritó: “Súbase y maneje despacio mientras habla al teléfono, no pasa nada. Pero ya váyase no podemos estar aquí tanto tiempo.”
Me supongo que alguno de sus superiores estaba por pasar por la zona y posiblemente iban a constatar el intento de extorsión y abuso de autoridad y por eso, al ver que no iba a sacarme nada, me urgió para irme además de motivar la infracción de que hablara por teléfono mientras fuera conduciendo… ¿qué tiene esta gente en la cabeza?

Conclusiones:
1. Desconzco si en la noche están abiertos los depósitos de autos, pero lo dudo ya que un día se llevó una grúa mi coche y a las 7PM ya están volando todos y dejan los autos “a la buena de Dios” por lo que este individuo me quiso intimidar con eso.

2. El “incentivo” por una parte está bien para evitar la mordida, pero si de cualquier forma estos infelices cuando aceptas que te hagan la infracción y no les has ofrecido nada, en automático te salen con la estupidez de “como caballeros le voy a decir algo” – es la segunda vez que me lo hacen – entonces no sirve de nada sino para que la extorsión (mordida) sea mucho mayor que antes.

3. Si no se hubiera quebrado en ese momento, estoy seguro que me hubieran detenido camino al depósito (corralón) para mostrarme su “caballerosidad” dado que no existió una infracción como él lo planteaba. Era claramente un intento de extorsión y trató de intimidarme con la multa, el aseguramiento de mi auto y los puntos que iba a perder mi licencia.

4. Dado que ésta es la 3era vez que me tratan de extorsionar y al final me dejan seguir mi camino, cuando sufra un encuentro con una de estas entidades corruptas, sugiero lo siguiente:
– No alegue mucho, es como hablarle a un árbol. No va a lograr más que el “caballero” se ensañe y tenga más elementos para querer infraccionarlo.
– Ya que revisó que sus papeles estén en orden pida que se los devuelvan y que le hagan ahí mismo su infracción. De esa forma se evita perder tiempo cuando la supuesta infracción amerita el depósito del auto en el corralón y así no lo amarran a que los siga o que se quede al tener ellos sus documentos.
– Por nada del mundo les insinúe que si se “arreglan” ahí mismo. Pueden hacerse los ofendidos y al momento de querer negociar le van a pedir más dinero.

Cuando vean que no usted no alimenta la corrupción pueden pasar dos cosas:
1. Que le digan como a mi que se fije y no lo vuelva a hacer dejándole ir o inclusive correrlo.
2. Que le apliquen su infracción. Si es así, por lo menos no alimentó a ese corrupto policía y no genera karma malo 😉

Qué lástima que estas personas sean los que nos debieran de proteger y los que debieran poner el orden… es una gran responsabilidad, un trabajo difícil y loable pero estos individuos tienen otros valores o ninguno.

Las primeras palabras y la razón de escribir un blog…

Me preguntaba desde hace días hmm¿porqué no me había involucrado en las cosas tecnológicas que me gustan desde que tenía 10 años? La respuesta fue: No me había dado el tiempo y me daba huevita ponerme a investigar.

Ya había visto esto de los Blogs, MySpace, Facebook, Hi5 y cantidad de sitios de redes sociales por todos lados. Mis clientes me cuestionaban. “¿Es seguro?”, “Implementemos un blog para que los empleados saquen su estrés”, “¿Es verdad que hay secuestradores que usan la información de Hi5 para chantajear a sus vícitimas?” Después de haber picado la curiosidad decidí leer un poco y el concepto me pareció adecuado para poder compartir y participar del fenómeno tan fuerte que se está dando.

Hi5… hmm nadie me quitará la idea de que comenzó como un vil truco para hacerse de correos electrónicos y luego venderlos al mejor postor. Sin embargo funcionó bien alguna vez permitiendo ponerme en contacto con personas que hacía más de 5 años no veía.

MySpace … me dí de alta algún día y apenas hoy lo estoy volviendo a abrir para explotarlo. Mi única amiga junto con Tom el amigo de todos es Christina. Y hoy – 892 días después – me acabo de dar cuenta que me dejó un mensaje. Fue el 22 de Agosto de 2005 ¡¡¡Gracias Chris!!! Esto demuestra lo inútiles que también estas “redes sociales” pueden ser.

Facebook… pues aquí ando. Después de haber leído que MySpace es el #1 en el vecino país del norte, preferí explotar el segundo lugar: Facebook cuya tendencia de crecimiento me anima a hacer uso de sus bondades. Por otro lado, las aplicaciones que desarrollan terceros me parecieron interesantes y que además parece mucho más fácil de usar para el usuario estándar.

Agradezco de antemano a todas las entidades encarnadas y desencarnadas que tengan a bien seguir este blog. Así podrán decir: “Yo leía a R@U cuando estaba escribiendo en Blogger.” Espero además que realmente sea útil y no sólo bytes que se quedan ahí olvidados.

Así pues, este blog es mi oportunidad de ser partícipe de la Web 2.0 y transmitir a familiares, amigos, clientes y uno que otro despistado buscando a mi homónimo que vive en Brasil información respecto a tecnologías, Internet y reflexiones que luego se me ocurren. Y que, en el proceso exista un intercambio y aporte para las partes.
Cualquier comentario o pregunta es bienvenido.

R@U

P.D. Tenía este mismo Blog en blogger pero me gustó más la interfaz de WordPress 🙂