Mi espacio utópico y catártico

Salud

Historias de gimnasio S03-1

El tercer intento de seguir yendo al gimnasio de manera constante. Como dicen por ahí “la tercera es la vencida” Y ésta es la tercera temporada de “Historias de Gimnasio” así que ésta debe ser “la buena”. Desde diciembre estoy yendo a la “Ciudad del Deporte” y cada visita me encuentro con entidades fuera de lo común, es por eso de estas entradas en el blog.

Empecé teniendo 106 Kg. ¿106Kg? Nada más de escribirlo me da escalofrío. Al día de hoy estoy ya por debajo de los 100, en 98Kg. Pero no deja de ser un peso considerable para mis 174cm de altura. Tengo la espalda ancha por el ejercicio que hice durante algunos años y no me agrada el look de demonio de Tazmania que tengo con el sobrepeso. Pero eso se acaba este año… Sí, ya sé que estoy como todos los que dicen que no dejarán de hacer ejercicio y bla bla bla. Pero tengo también el derecho de desearlo y esta vez espero lograrlo.

¿Qué tiene diferente esta ocasión a las anteriores? Gracias al ejercicio que he estado haciendo, vuelvo a notar evolución en mi persona y el tenerlo por escrito me ayuda a recordarlo:

  1. Descanso más y mejor por las noches. Duermo entre 7 y 8 horas diario y despierto realmente descansado.
  2. Tengo más energía. Por lo mismo que despierto temprano y descansado, llevo a cabo más actividades y además no siento el cansancio que tenía antes.
  3. Tengo mayor control sobre mi cuerpo. Me siento ágil, puedo levantarme de la cama sin tomar vuelo con las manos. Soy más elástico y tengo más fuerza.
  4. Cuido lo que bebo y como. No es que antes no lo hiciera, pero ahora soy consciente que si como grasoso o con mucha azúcar, el ejercicio que estoy haciendo sirve menos. Ahora busco comer para nutrirme – en la medida de lo posible – Con sus indulgencias de vez en cuando, claro está.
  5. Me siento más motivado y el tener un objetivo en mente hace que las acciones que se realizan en el día a día tengan más sentido.
  6. Bienestar en general.

No es sólo el ejercicio, es todo el proceso alrededor de éste. Desde la compra de ropa y calzado deportivos; el monitor cardiaco y el reloj para registrarlo junto con las rutinas, las vitaminas, el establecer los ejercicios, circuitos, metas, etc… es un proceso que se disfruta. Claro está que, habrá quien no esté de acuerdo. “No se disfruta.”, “Cuesta mucho trabajo.”
OK. Para todos es distinto. A mí me pasó cuando tenía 12 años, antes de tomarle el gusto al ejercicio. Aborrecía todo lo que fuera actividad física. Mi padre me inscribió en clases de karate y acudía con desgana y a regañadientes. Sin embargo, en menos de 1 mes ya era fan de hacer ejercicio: lagartijas, abdominales, katas, sentadillas, en fin, todo lo que me permitiera poder ser mejor en karate. En esos días también vi resultados y esos resultados son los que motivan.

Es cuestión de empezar y al sentir los beneficios, uno definitivamente se quiere seguir sintiendo bien y lo sigue haciendo. Pero el ser humano tiene una naturaleza autodestructiva y se autosabotea. Sabemos perfectamente qué nos hace bien, qué es sano y qué no, pero optamos por el satisfactor inmediato en lugar de escoger el satisfactor a largo plazo, el que permanece y el que realmente vale.

Ésta es la tercera para mí en unos añitos… ésta es la buena.

Anuncios

Ansiedad por Apple: iPhone y iPad

Es innegable que es una chulada de computadora: iPad. No estoy muy seguro aún si el nombre me hace “clic” pero es en verdad linda. Por el momento no me urge tener una – aunque sería muy feliz si Apple me concede alguna para poder probarla y compartir mi experiencia aquí –

¿Porqué no me urge? Bueno, igual que con el iPhone quise esperar a que se “asentara” la primera versión. Por más que los ingenieros en Apple le hayan puesto todo su esmero, el usuario encuentra siempre alguna necesidad que se les escapa a los que están en el proceso creativo. Lo mismo me pasaba cuando desarrollaba software; hacía un set de pruebas y QAs y al final, los usuarios me sacaban una lista de cosas a corregir y que mi equipo y yo habíamos pasado por alto.

Mi actual iPhone es la 3era generación que salió y en poco más de 1 año, agregó funcionalidades deseadas por los usuarios de las 1eras generaciones. Así que será lo mismo con la iPad.

Soy muy feliz con mi iPhone y sigo afirmando que es una de las mejores compras que he hecho en mi vida. Sí, a ese nivel lo pongo. ¿Porqué? Bueno, enumeraré el uso que le doy, tal vez no en un sólo día, pero dramatizaré un poco para ejemplificarlo:

1. Despierto puntual y progresivamente al sonido de Robot con el que fue programada la alarma del iPhone.

2. Desactivo el Airplane Mode para que no caigan llamadas indeseadas o me duerma con emisiones de radiación por mi gadget.

3. Antes de salir de la cama, echo un vistazo a dos apps de clima para saber qué me depara el día respecto a temperatura y humedad.

4. Como todavía tengo tiempo, me incorporo y me dedico a leer algunos de los 8 e-diaros que tengo. Rápidamente dedico no más de 3 minutos a las apps de Zynga (Mafia Wars, Vampire Wars) y echo un vistazo al TwitBird para saber qué escribieron mis followeados durante la noche.

5. Reviso las citas del día en el iCal y escribo en una app para tareas un par de recordatorios para cuando esté por la zona Norte de la ciudad.

6. Desayuno deliciosamente y registro los alimentos para que la app de fitness calcule automáticamente las calorías y me indique el conteo para el día de hoy.

7. Subo a mi auto y reviso en Google Maps la dirección donde tengo la primera cita. Me doy una idea rápidamente y en la app del GPS marco con un pin el destino.

8. Antes de poner en marcha el motor, selecciono una playlist denominada #MetalTuesday que fue la seleccionada de ayer pero que seguiré escuchando.

9. Mientras escucho la canción “Peace sells” de Megadeth, suavemente se baja el volumen y comienza a sonar el teléfono. Activo el manos libres Bluetooth y acepto la llamada. Cuando ésta termina, la música vuelve automáticamente a su volumen original.

10. Reviso mi localización en el GPS y observo que puedo tomar un atajo ya que tengo un embotellamiento frente a mi.

11. Llego a tiempo a mi destino y en las notas del iCal de la cita en la que estoy, apunto las actividades que llevé a cabo con el cliente  y que posteriormente copiaré y agregaré a su factura.

12. La alarma suena recordándome el programa de Howard Stern. Abro la app de Sirius y sintonizo el canal para escucharlo.

13. Paso frente a un monumento y me detengo a tomarle fotos. Achico las mejores con el Photoshop Mobile App y las comparto con mis lectores a través de la app Twittelator.

14. Abro la app Gowalla y doy de alta la locación, hago check in y encuentro que me he encontrado un iPod virtual. Si el número en el sorteo es seleccionado, ganaría un iPod real.

15. Una vez dentro del auto, pasa frente a mi un Audi R8, dado que el sonido del motor es una sinfonía para mis oídos, tomo video del auto, edito unos segundos del mismo y lo subo a mi blog a través de la app de WordPress.

16. Llego a mi siguiente cita, tomo notas igual que en la cita anterior y tomo unas fotografías de los números de serie de los equipos que me enviarán para identificar y eliminar los virus que tienen.

17. Suena mi alarma y aprovechando la WLAN de mi cliente, me conecto a ella y abro la app de Skype para llamar a un amigo que vive en Puerto Rico y felicitarlo por el nacimiento de su hija. Dado que el también tiene Skype y que a esta hora llega a comer a su casa, la llamada no tiene ningún costo para ambos.

18. Comparto el video del Audi R8 con mi cliente y él me muestra uno que el hizo y que cargó a YouTube. Abro la app en el iPhone y lo visualizamos en el teléfono.

19. Llegando a un centro comercial, me doy cuenta que su WLAN no funciona por lo que uso la red 3G para revisar mi correo electrónico. Recibo uno de un amigo en Alemania, selecciono un texto que no entiendo y lo traduzco de manera automática con una app de traducción.

20. Leo algunos diarios electrónicos y echo un vistazo al Timeline en Twitter mientras como. Aprovecho para ingresar el sushi que comí en la app de fitness para el conteo de calorías.

21. Escucho una canción que me gusta y que desconozco su nombre. Grabo unos segundos en la app Shazam y en otros segundos me llega el nombre de la canción identificada. La registro y envío un Tweet feliz de mi hallazgo.

22. Escucho unas personas que mencionan algo respecto a Machu Pichu, entro entonces a Google Earth desde el iPhone y curiseo un rato.

23. Suena una notificación Push de que es mi turno en un juego de Scrabble en línea denominado WordsWithFriends. Coloco las letras para formar una palabra y cedo el turno a mi contrincante que, por cierto, está jugando desde Escocia.

24. Entro en mi cuenta de eBay desde la app correspondiente y confirmo el envío de un par de pilas de laptop que pedí para unos clientes. Aprovecho para abrir la app bancaria y hacer el pago del radio.

25. Llego al Club y me encuentro con una amiga a la que fui a su casa con mi novia el fin de semana. Dado que también tiene iPhone, abrimos la app de transferencia de archivos por Bluetooth y le comienzo a pasar las fotos tomadas. Como son varias y las fotos son grandes (3Mpx) usamos ambos nos conectamos a la WLAN del club y utilizamos otra app que permite intercambiar archivos en una LAN.

26. Me dispongo a entrar al gimnasio y verifico la rutina del día en la app de fitness. Introduzco el iPhone en el case del Sport Band y programo en la app de iPod el playlist de workout.

27. Al terminar cada estación en la rituna de ejercicio, registro las calorías quemadas y el promedio del ritmo cardiaco registrados en el FT 80.

28. Reviso rápidamente mi cuenta en Facebook y comento algunas entradas en el “Muro”

29. Llegando a casa, ceno y registro la última comida del día.

30. Sincronizo el iPhone con la computadora y registro las citas para el siguiente día para que se queden en ambos dispositivos. La app de fitness calcula las calorías requeridas vs las consumidas, hace un calculo de la rutina de ejercicios y reporta que se cumplieron los objetivos del día. Publica de forma automática los resultados en mi perfil en línea.

31. Antes de dormir, reviso el TimeLine en Twitter y escribo unos posts de gente que tuvo a bien escribirme.

32. Ya en la cama abro una app con sonidos de la naturaleza para poder meditar antes de dormir.

Como es evidente, el gadget lo tengo conmigo tooodo el día y es un útil compañero. En este caso la iPad sería más bien para trabajar porque no es tan portátil como para estar llevando como el iPhone, sin embargo, estamos siendo testigos de un dispositivo más  que Apple nos facilita para aquellos que nos gusta estar siempre en línea.

Apple, no olvides que con gusto lo pruebo 😉

Gracias por leerme. Abur

Shortlink para esta entrada: http://tiny.cc/ipJDK


Cifras respecto a la brote de Influenza A H1N1 en México

090429nytimes

El jueves 23 de Abril será recordado como el día de inicio de la “contingencia sanitaria” por la influenza porcina, CDC H1N1 Flu, swine flu, gripe porcina, etc….

Como siempre, un fenómeno más mediático y político que sanitario en realidad. El 23 que se suspendieron las clases en las escuelas, parecía que iba a ser como cuando se da la inversión térmica o cuando los niveles de partículas en el aire rebasan ciertos niveles. Al siguiente o al tercer día se iba a levantar. Tristemente no fue así.

No quise escribir antes teniendo mi suspicacia (a veces excesiva) respecto a situaciones en las que los medios presentan información dispar, contradictoria o que horas después corrigen – como es relativamente común en este país – no quise adelantar juicios para exponer por este medio.

En México
Ahora, después de que la Secretaria de  Salud de México (SSA) por fin tiene datos que, según ellos, son los finales, entré a su sitio Web y me encontré con unas copias escaneadas y concentradas en un PDF qué pena que sea ésta la cara al mundo y en vez de encontrar un documento decente y bien hecho, encuentro unas copias escaneadas de una presentación de Powerpoint (PPT) en México muy socorridas por todo tipo de personas. Puedes encontrar PPT y PPS desde chistes hasta forecasts.

Sus fuentes de información
– ISSSTE – Sistema para el registro de información de casos probables de influenza
– IMSS – Base de datos institucional
– SS – Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica, Base de datos del Instituto de Diagnóstico y
Referencia Epidemiológicos (InORE)
– Estados – Bases de datos estatales
– Origen: Desde el 11 de Marzode 2009

Resumen
Hasta el 5 de Mayo de 2009
866 casos confirmados
26 defunciones confirmadas
– Casos distribuidos por estado:

· AGS 5 · BC 18 · CHIH 4 · CHIS 10 · COL 10 · DF 498 · DGO 2 · GRO 8 · GTO 1 · HGO 54 · MEX 89 · MICH 1 · MOR 8 · NAY 1 · NL 4 · OAX 17 · PUE 5 · QRO 2 · QROO 3 · SLP 58 · SON 2 · TAB 6 · TAMPS 1 · TLAX 23 · VER 2 · YUC 1 · ZAC 33 · EXTRANJERO 2

Con una población aproximada de 104 millones
– El 0.000832% de la población se infectó.
– El 0.000025% de la población murió por el virus.

Hasta el 13 de Mayo de 2009
2,282 casos confirmados
58 defunciones confirmadas

Con una población aproximada de 104 millones
– El 0.00219% de la población se infectó.
– El 0.000057% de la población murió por el virus.

En Estados Unidos de acuerdo al CDC (Centers for Disease Control and Prevention)

Hasta el 5 de Mayo de 2009
403 Casos confirmados
1 defunción confirmada

Con una población aproximada de 306,000,000
– El 0.00131% de la población se infectó
– El 0.000000327% de la población murió por el virus.

Hasta el 13 de Mayo de 2009
3,352 Casos confirmados.
–  3 defunciones confirmadas.

Con una población aproximada de 306,000,000
– El 0.001095% de la población se infectó.
– El 0.000000283% de la población murió por el virus.

En qué momento se considera la existencia de una epidemia?
Cuando se presentan 50 casos por cada 100,000 habitantes, esto es : 0.05%

Conclusiones
Después de ver estos números noto que todo el pánico generado estuvo infundado y las medidas precuatorias  fueron excesivas (cierre de las escuelas del país, cierre de restaurantes en su venta en sitio, suspensión de labores en empresas, uso de cubrebocas) sobretodo porque los datos oscilaban de decenas a miles. Siendo que los muertos por este virus fueron menos de 30.

Nos acercamos en un 0.01664% a ser epidemia. Ni siquiera estuvimos a una cuarta parte cerca del número aceptado por la Organización Mundial de la Salud (OMS)

Obviamente la OMS se basa en la información que cada país le provee para efectos de salud. Si los datos son falsos o son manipulados, así será el reporte de la OMS.

Las medidas de prevención, en su mayoría las que tiene cualquier persona con educación y que cuida su salud:

– No saludar de beso ni de mano (Ok…dado que la gente estornuda y se cubre con la mano, no es común el uso del pañuelo y casi nadie se lava las manos después de defecar u orinar) Yo me lavo antes y después de cada operación. Esta medida me gusta porque hay excelente pretexto para saludar sólo con un “Hola”

spartamask – Usar cubre bocas con “n” recomendaciones de cómo usarlo. No detallan los tipos, ni los usos ni las duraciones de cada uno… todo genérico. Bueno. ¿Para qué? La mayoría de la población no entiende ni le interesa saber que es un micrón, partículas suspendidas y materiales.

– Lavarse frecuentemente las manos con suficiente agua y jabón. Podrían haber agregado una pequeña receta, algo así como: tallarse cada dedo y cubrirlo con jabón – de preferencia antibacterial, que no mata los virus pero por lo menos evita que te enfermes de otra cosa – enjuagarse enérgicamente, bla bla bla…

–  Usar un pañuelo desechable al toser o estornudar. El método del codo está bien, siempre y cuando vistas prendas con manga larga, si no, tu brazo parecera recién atacado por un fantasma dejando ectoplasma en el pliegue de tu codo.

– Tirar los pañuelos a la basura en una bolsa cerrada y lavarse inmediatamente las manos. Éste esta bueno por lo menos para que la gente se acostumbre a no tirar su basura en cualquier lugar. Cerrando la bolsa se evitan insectos y los malos olores.

– No escupir en el suelo ni en superficies expuestas al medio ambiente. Éste es muy bueno para taxistas, conductores de microbus y entidades marranas (tal vez de ahí lo de gripa porcina) que escupen sus gargajos a diestra y siniestra estén donde estén.

– Evitar acudir a lugares con aglomeraciones. ¿Y esto de qué sirve si viajas en transporte público o trabajas en una fábrica donde la densidad de personas es de 2/m cuadrado? ¿Y los hospitales?

– Evitar cambios bruscos de temperatura. Esto es lo que desde generaciones nos dicen que nos puede causar gripa. No es más bien irritación de las mucosas que, aunque nos dejan un tanto más vulnerables a infecciones, no es causa de gripa.

– Ventilar bien la casa, evitando corrientes bruscas de aire y favoreciendo la entrada del sol. ¿Es acaso lo contrario que indican cuando hay inversión térmica?  Ahora, sin importar las corrientes de aire por la tarde que han arrasado con techos y árboles y que son portadoras de heces fecales y agentes bacteriológicos, tú abre y deja entrar todo eso en tu casa. Si el sol no entra, usa espejos para poder dirigir la luz dentro de tu casa. Aprende de Raiders of the Lost Ark.

Los medios buscaron alertar y paniquear a la población. Si estas medidas tan sencillas y obvias de higiene son las que nos recomienda el gobierno mexicano porqué tanto pánico, porqué tanta gente esperando el armageddon y no sólo eso. Parecían algunos difrutarlo.

“No comadre. Ahora sí es en serio. La hija de la chonita trabaja en un hospital y dice que hay miles de casos que no han informado para no causar pánico” (¿Más del que tú causas con tus pinches mentiras?)

“Fíjate que por ahí supe que al Mofles le dio influenza y por eso se murió. Pero en el hospital nos dijeron que fue por un infarto. A mi no me hacen pendejo. Esto se está poniendo cabrón.” (Cabrón se pone la ignorancia y el gusto de la gente por la tragedia.)

Y a todos nos llegaron los correos previniendo, dando estadísticas por miles de los infectados, las órdenes religiosas pidiendo adeptos (inversionistas) para sus iglesias, los tips de los amigos de doctores y gran cantidad de chismes y pendejadas generadas por gente común y corriente que, si generalmente no tiene nada que hacer, en estos días por eso sufrieron. Nunca hacen nada y ahora era oficialmente ocioso.

A mi siempre me falta tiempo. Para escribir este blog, para hacer ejercicio, para leer, para jugar PS3, para carreterear y conocer los alrededores de mi ciudad, para ver algunas de las películas en mi colección, para platicar con mi familia, para reunirme con mis  amigos, para meditar, para descansar, para aprender un nuevo idioma, para investigar, en fin…. hay innumerables cosas que hacer incluso dentro de tu casa… y la gente se aburría????

Tengo el consuelo del tonto… no sólo en México pasa. Repite la receta de miedo y desinformación en Honduras, Argentina, China y verás la xenofobia y la verdadera calidad y sentido común de algunos de sus habitantes.

Y luego nos preguntamos porqué estamos dónde estamos. Pero no sólo es culpa de la gente… al gobierno le interesa mantener a sus gobernados ignorantes y estúpidos; enojados y paranóicos.

Cuántos no recibimos correos o vimos estatus de odio hacia China, Argentia u Honduras? Siendo que China fue el primer país que mandó ayuda, no sólo económica sino en especie. ¿Ojo por ojo en pleno siglo XXI? ¿Qué hubieran hecho los mexicanos si llegaba a nuestro aeropuerto algún extranjero de algún país donde supuestamente hay una epidemia?

Abur


Energía… entidades… mente…?

Esto es algo que me ha dejado en un estado anímico maravilloso y por otro lado abre una esperanza hacia todo aquello que no podemos ver y sin embargo percibimos. Es importante y definitivamente no me lo puedo guardar.

El día de ayer asistí a las “instalaciones” de un par de amigas que son hermanas. Ellas llevan su negocio de terapias alternativas para curar enfermedades físicas, emocionales y del aura entre otras cosas. Tenía una cita para realizar un facelift a su sitio Web y gracias a las múltiples, mal planeadas, sin información a la población en general de alternativas de paso que en estas zonas son nulas, llegué 20 minutos más tarde. Casi al mismo tiempo que yo, llegó mi amiga que también imparte estas mismas terapias. Hacía más de 5 meses que no coincidíamos y me dio mucho gusto verla. Le compartí que me sentía cansado e inquieto, no podía concentrarme y la creatividad estaba en -2 cuando típicamente anda en 5 (en escala del 1 al 10)

Sin preguntarme me leyó mis niveles de energía con su scanner, rudimentario, a mi percepción. Yo esperaría un multímetro conectado al dedo anular de cada mano y a través de un puerto firewire a una computadora donde daría gráficas y más respecto a mis chakras. Pero éste resultó preciso y rápido ya que en segundos me dijo que estaban casi todos los chakras los traía cerrados.

Finalmente en menos de 10 minutos seguí las instrucciones que me dio y me regaló una botellita de agua junto con una guía rápida de uso. Pasé con su hermana, que estaba ocupada cuando llegué y terminamos nuestra reunión de trabajo. Yo estaba de un humor excelente y lo relacioné con el gusto de haber visto a mi amiga. Sin embargo, pocos minutos después de estar manejando por el periférico, noté algo que me dejó boquiabierto: estaba conduciendo con las dos manos. mmh

Llevaba casi 2 semanas con un dolor terrible en la mano derecha. El dolor se extendía desde la muñeca hasta los dedos pulgar e índice y no me permitía escribir al no poder usar el teclado y el mouse; ésto, no sin sufrir un dolor terrible parecido al de una fractura. No tenía fuerza en la mano y cuando saludaba era un suplicio. Yo pensaba que tenía el Síndrome del tunel carpiano, común ya en los que usamos de forma extensiva la computadora. 😦

Incrédulo hice movimientos circulares con la mano, abrí y cerré los dedos, aplasté una botella con agua con toda mi fuerza. El dolor había desaparecido. Pero ¿cómo? yo ni se lo había mencionado a mi amiga. “Joder que esto está haciendo efecto. Es incréible.” Pensé. No, no es increíble. Es maravilloso, una realidad maravillosa que estaba sintiendo en carne propia y con efectos inmediatos. La única medicina que me llevaba era una botellita con agua.

Ahora llevaré a mi mamá y por supuesto, estaré ahí con mis meditaciones y seguiré con más ahínco mis sesiones semanales de Yoga y el ejercicio que he dejado por falta de falta de tiempo y disciplina. Bueno, además que el dolor de mano tampoco ayudaba mucho.

El método se llama Sagrav y además es mexicano. Lo maravilloso y fascinante para mi es que es una prueba de que existen energías y entidades con nosotros que existen y se manifiestan. No las percibimos ni podemos a veces entenderlas y para una mente entrenada y desarrollada en la ingeniería (escéptica, irónica, sin fe y sin capacidad de maravillarse) fue una experiencia estimulante y esperanzadora.

Pienso que es como las ondas de radio, el pensamiento, la telepatía, la telekinésis, la luz misma, etc. No podemos sentirlas, algunas explicarlas, pero eso no quiere decir que no existan. Esto aplica para los espíritus, el alma, nuestro Ser interior, el sexto sentido, etc. Wow! 😉